Prevención de riesgos laborales en las comunidades de propietarios

Imagen de fincasyvecinos
Riesgos Laborales

Una Comunidad de vecinos también está sujeta a ley en cuanto a la Prevención de Riesgos Laborales y al cumplimiento de las normas de Seguridad e Higiene en el trabajo. Hay varios motivos por los que la comunidad debe cumplimentar dicha ley, los cuales los vamos a resumir básicamente en dos, en función de las cuales adoptará una figura legal de cara a la ley:

  • Como empresaria o usuaria
  • Como promotora o promotora-contratista

En el primer caso, la comunidad adopta la figura de empresaria cuando tiene trabajadores por cuenta ajena, como pueden ser un portero, un jardinero, un socorrista o un trabajador de limpieza, un vigilante de seguridad, etc. Si a algún trabajador la empresa le paga una nómina, se convierte en empresaria en cuanto a la ley de riesgos laborales se refiere.

Una variante de esta figura es cuando el trabajador, presta sus servicios a la comunidad a través de un contrato temporal, por ejemplo, pero es otra empresa la que contrata al trabajador. En este caso pasaría a ser usuaria

En el segundo caso, cuando una comunidad contrata a una o varias empresas para la realización de una obra de reparación, mantenimiento o mejora de los elementos comunes, pasa a adoptar la figura de Promotora.

Una variante de este caso es cuando contrata directamente a trabajadores autónomos para la realización de la obra o parte de ella, tendrá la consideración de contratista en cuanto a estos trabajadores se refiere.

En ambos casos la comunidad está sujeta a la ley de prevención de riesgos laborales siendo el presidente el encardo de representar a la comunidad y el edificio (o parte de el) pasaría a ser el Centro de Trabajo en el cual estarán o deberán acceder los trabajadores.

Aunque existen muchísimas comunidades que no tienen empleados y es muy posible que no los tengan nunca, todas las comunidad de propietarios, en algún momento deben acometer obras de mantenimiento, de reparación o de mejora y en ese momento la comunidad deberá cumplir la ley de Prevención de riesgos laborales.

Analicemos que debe hacer cada comunidad en función de su figura.

Empresaria

Cuando una comunidad asume la figura de empresaria al tener trabajadores por cuenta ajena, deberá cumplir las siguientes obligaciones:

  • Tener un Plan de Prevención de riesgos laborales y realizar la evaluación.

  •  Dar formación a los trabajadores sobre los riesgos a que están expuestos y las medidas preventivas aplicables a dichos riesgos.

  •  Vigilancia periódica del estado de salud en función de los riesgos inherentes al trabajo.

  • Entrega a los trabajadores de equipos de trabajo en condiciones que garanticen su salud y seguridad.

Usuaria

Cuando la comunidad realiza un contrato con una empresa, será responsable de las condiciones de ejecución del trabajo en cuanto a salud y seguridad, teniendo las siguientes obligaciones:

  • Informar a la empresa sobre las características del puesto de trabajo y de las tareas a desarrollar, sobre sus riesgos, capacidades y cualificaciones profesionales requeridas.

  •  Realizar la evaluación de riesgos del puesto de trabajo.

  • Verificar que el trabajador reúne las cualificaciones y capacidades requeridas para el desempeño de las tareas y ha sido declarado apto para realizar el trabajo, a través de un certificado médico.

  •  Asegurarse que ha recibido formación en prevención de riesgos laborales e información sobre las características propias del puesto y de las tareas que tiene que desempeñar.

  • Informar al trabajador de los riesgos para su seguridad y salud y de las medidas de prevención aplicables, así como las medidas para situaciones de emergencia.

Promotora

Cuando la comunidad realiza una obra a través de empresas, se convierte en promotora. Por lo tanto y según especifica la ley, el promotor deberá asumir las obligaciones que dicha condición implican en cuanto a la coordinación en materia de prevención de riesgos laborales de las actividades de todas las empresas que intervengan en la obra.

En este caso las obligaciones de la comunidad serán las siguientes en función de si existe o no un proyecto para las obras:

Cuando no existe un proyecto previo, no se realiza un estudio de Seguridad y Salud y por lo tanto no se establece un plan al respecto, habrá que realizar las siguientes tareas:

  •  Informar a la correspondiente Autoridad en materia laboral (posiblemente de la comunidad) de que se va a realizar la obra

  • Cuando la obra se realice por más de una empresa o trabajador autónomo, se deberá nombrar un coordinador de seguridad durante la ejecución de la obra.

  • Se realizará un informe de riesgos existentes que deberá contener:

    • Actividades a realizar

    • Posibles riesgos que pueden existir, indicando las actividades preventivas que se tomarán si es que se puede

Cuando existe un proyecto, es necesario realizar las siguientes tareas:

  • Informar a la correspondiente Autoridad en materia laboral (posiblemente de la comunidad) de que se va a realizar la obra

  • Elaborar un estudio de Seguridad y Salud

  • Establecer una dirección de obra y un coordinador de seguridad

El contratista será responsable de la ejecución correcta de las medidas preventivas fijadas en el Plan de Seguridad y Salud en lo relativo a las obligaciones que le corresponda al contratista directamente o a los trabajadores autónomos directamente contratados por él.

Promotora - Contratista

Cuando la comunidad realiza una obra a través de trabajadores autónomos, la comunidad asume las obligaciones establecidas para la promotora y para el contratista, que son las siguientes:

  • Informar a la correspondiente Autoridad en materia laboral (posiblemente de la comunidad) de que se va a realizar la obra

  • Elaborar un plan de Seguridad y Salud

  • Informar y proporcionar las instrucciones adecuadas a los trabajadores autónomos sobre todas las medidas que hayan de adoptarse en lo que se refiere a su seguridad y salud en la obra.

La comunidad será responsable de la ejecución correcta de las medidas preventivas fijadas en el Plan de Seguridad y Salud en lo relativo a las obligaciones que le corresponda al contratista directamente o a los trabajadores autónomos directamente contratados por él.

Para más información al respecto se aconseja consultar el REAL DECRETO 1627/1997, de 24 de octubre.

Etiquetas: